Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Trabajos arqueológicos autorizados en Montecarmelo, cerca del futuro cantón

Trabajos arqueológicos autorizados en Montecarmelo, cerca del futuro cantón

El Ayuntamiento de Madrid ha dado luz verde a los trabajos arqueológicos en la parcela de Montecarmelo, situada a tan solo doce metros del lugar donde se planea construir un nuevo cantón, según ha informado el periódico 'El Mundo' y han confirmado fuentes municipales a Europa Press.

El Área de Urbanismo, Medio Ambiente y Movilidad enviará próximamente una carta al Ministerio de Política Territorial y Memoria Democrática para autorizar los trabajos arqueológicos en el espacio de la parcela donde se proyecta el cantón de Montecarmelo, donde se ha descubierto una anomalía que podría albergar los restos de 451 brigadistas.

Esta autorización se llevará a cabo "de manera provisional y bajo control, supervisión y responsabilidad de la Dirección General de Atención a las Víctimas y Promoción de la Memoria Democrática del Ministerio".

La investigación se centrará exclusivamente en la realización de sondeos dentro de la anomalía, que se encuentra a una distancia de 12 metros del futuro cantón.

En la carta se especifica que en caso de encontrar restos humanos, la continuación de los trabajos y su eventual exhumación requerirán la autorización contemplada en la Ley 20/2022, de Memoria Democrática.

El Ayuntamiento de Madrid ha criticado al Gobierno de España por no investigar la posible existencia de la fosa con los restos de los brigadistas en Montecarmelo y por no cumplir con la ley.

Desde el área de Urbanismo se recuerda que el 29 de mayo el Ayuntamiento de Madrid envió al Ministerio de Política Territorial y Memoria Democrática la resolución de desestimiento de la investigación.

El Gobierno central aprobó un gasto de 17.400 euros el 16 de febrero para la realización de sondeos arqueológicos en la parcela, pero se ha argumentado la falta de documentación necesaria para llevar a cabo el proyecto.

Tras solicitar una ocupación temporal del terreno para realizar los trabajos de investigación, el Ayuntamiento de Madrid exigió a la empresa adjudicataria la presentación de la autorización específica requerida por la Ley de Memoria Democrática en un plazo de 10 días.

A pesar de presentar un plano aproximado de la superficie a ocupar, la empresa no aportó la autorización exigida por la Ley de Memoria Democrática, lo que llevó al Ayuntamiento a declarar el desestimiento de la autorización de ocupación temporal de la parcela.

En resumen, el Ayuntamiento de Madrid ha cumplido con los procedimientos legales mientras que el Gobierno central y la empresa adjudicataria no han seguido los requisitos establecidos por la Ley de Memoria Democrática, lo que ha llevado al desestimiento de la autorización para llevar a cabo los trabajos arqueológicos en Montecarmelo.