La oposición pide más que una "cara amable" del Gobierno frente a la 7B

La oposición pide más que una

El PSOE pide calma para la prolongación de la Línea 11 y evitar que se repita el drama de San Fernando

MADRID, 23 Sep.

Más Madrid, PSOE y Vox coinciden en que el Gobierno de la Comunidad de Madrid ha cambiado la actitud con el drama de la Línea 7B de Metro con la entrada del nuevo consejero de Vivienda, Transportes e Infraestructuras, Jorge Rodrigo, este verano, pero exigen que haya "soluciones reales" para los vecinos más allá de una "cara amable".

Este miércoles se cumplieron dos años de los primeros realojos de vecinos por los problemas en la integridad de sus casas, unas viviendas que finalmente fueron demolidas por los efectos de las obras del suburbano y las corrientes de agua bajo tierra. Ese día de 2021 arrancaba el recrudecimiento de un drama que arrancó hace 15 años y que ha derivado en más desalojos, derrumbes, obras de estabilización del suelo e indemnizaciones.

Precisamente este miércoles Jorge Rodrigo se reunía con una de las asociaciones de afectados e informaba de que una treintena de ellos recibirían su indemnización en tres semanas.

Esta, la variable social, es la arista de la L7B en a la que debería "poner el foco" el Gobierno regional para la portavoz de Más Madrid en la Comisión de Transportes de la Asamblea, María Acín.

"Es cierto que ha habido un cambio de actitud, pero no ha habido un cambio de rumbo", ha reconocido la parlamentaria en declaraciones a Europa Press en las que ha reclamado que haya un "equipo dedicado exclusivamente" a la crisis de la Línea 7B.

Para Acín ese cambio de actitud "ya no es lo central" porque hay que ir más allá para poder atajar las consecuencias de un problema cronificado. Entiende que desde el área de Rodrigo debería apostarse por crear ese grupo específico que desarrolle un Plan Integral, como le instó la Asamblea de Madrid la pasada legislatura.

"Debe hacerse un plan integral, que haya realojos voluntarios de las familias que ven daños en sus edificios y dar una atención psicológica", ha señalado la diputada de Más Madrid. Para situar a los vecinos en el centro, cree también que debe desaparecer la "falta de previsión y de comunicación" que percibía en la gestión del problema bajo el predecesor de Jorge Rodrigo, David Pérez.

La crisis de la Línea 7B fue uno de los principales quebraderos de cabeza del Ejecutivo regional la pasada legislatura. Tanto es así que la presidenta autonómica, Isabel Díaz Ayuso, incluyó compromisos para los afectados en su debate de investidura del pasado junio, entre los que se encontraba convertir la 'zona 0' de los derribos en un parque.

"Eso es un barrizal con agua corriendo, que se venda un parque como medida estrella...", ha cuestionado María Acín, quien pidió hace meses una reunión a Rodrigo para poner el foco en San Fernando y generar un espacio de conversación y poder "ayudar". "No me ha contestado", ha lamentado.

Esta voluntad de entendimiento y colaboración la comparte la portavoz adjunta del PSOE en la Comisión Llanos Castellanos. "Vamos a dar un tiempo de gracia. Nosotros no somos ningunos agitadores, somos un partido de Gobierno", ha asegurado a Europa Press.

De hecho son los socialistas los que gobiernan en San Fernando de Henares con mayoría absoluta. El alcalde, Javier Corpa, aumentaba su apoyo de los vecinos el pasado 28-M y dejaba de necesitar socios como en el anterior mandato. Corpa fue una figura central en el conflicto de la Línea 7B de Metro de Madrid, lo que le aupó electoralmente.

El regidor protagonizó muchos momentos de tensión con la Comunidad de Madrid con reproches y acusaciones cruzadas mientras las casas de San Fernando eran derribadas. La L7B fue su principal preocupación y mostró reiteradamente su apoyo a las plataformas de afectados, sumándose a sus manifestaciones y llevando el chaleco naranja, su símbolo, al acto del Dos de Mayo en la Real Casa de Correos, sede del Ejecutivo central.

Castellanos, quien además fue 'número 2' del PSOE a la Asamblea en mayo, confía en que con el cambio a Rodrigo "deje de existir" esa tensión entre administraciones y tanto Comunidad como Ayuntamiento colaboren.

"Javi Corpa es probablemente de las personas más cordiales y agradables que conozco y puedo asegurar que si llegó un momento de hacerse presente como ejemplo de la protesta fue por el drama que estaba viviendo la gente, que se tuvieron que ir a acampar a un parque además de sentirse muy humillados", ha asegurado la diputada socialista.

Castellanos sí que ha hecho una petición explícita al consejero en esta nueva etapa: "calma, estudio y análisis con certezas a la ciudadanía" con la ampliación de la Línea 11 de Metro entre Plaza Elíptica y Conde de Casal.

Esta infraestructura ya fue objeto de una intervención suya en Pleno la pasada semana, ya que cree que puede estar habiendo "prisas electorales" que deriven en problemas como los vistos en la L7B.

"Yo pienso: Gobierno del PP, Metro y prisas electorales, ¿qué puede salir mal aquí? O sea, Dios mío, ¿podemos encontrarnos esto otra vez?", ha alertado Castellanos. La ampliación de la Línea 7 se inauguró en 2007 por la entonces presidenta autonómica Esperanza Aguirre a poco tiempo de unos comicios autonómicos.

La parlamentaria socialista ha insistido a Europa Press en que la malla urbana de la ribera del Manzanares, donde creará la L11 una nueva estación en Madrid Río, es "muy parecida" a San Fernando de Henares, "donde discurría también el cauce del río".

Ha afirmado que en el desarrollo del proyecto de la L11 ha habido cambios de ubicaciones, nuevas estaciones y "ningún estudio informativo" que haya sido "de análisis público, de alegaciones". Es por ello que ha criticado que, a sus ojos, se quiera meter la maquinaria "deprisa y corriendo". "Nosotros decimos que hay que hacer la Línea 11, pero hay que hacerla bien. Igual que decíamos que había que hacer bien la L7B", ha concluido.

Por su parte, para el diputado de Vox Mariano Calabuig ahora el Ejecutivo autonómico "tras más de un año y medio ha tomado manos en el asunto". Según ha indicado a Europa Press el problema principal fue una "tardanza en reaccionar" para atender a los vecinos.

Su sensación es que ahora "sí se está haciendo" y cree que los pasos a seguir deberían estar marcados por las consultas a los vecinos y conseguir un acuerdo con los afectados mientras se ve "cuánto va a tardar en terminar de solucionarse".

"La prioridad absoluta es atender a las familias, que queden satisfechas con el acuerdo que quieren con la Consejería", ha remarcado el parlamentario, quien considera que el principal fin debería ser "que vuelvan a la

Tags

Categoría

Madrid