Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

23 miembros de una red de prostitución de menores están procesados por una juez en Usera y Villaverde.

23 miembros de una red de prostitución de menores están procesados por una juez en Usera y Villaverde.

La magistrada de Instrucción número 8 de Madrid ha anunciado la celebración de un juicio a los veintitrés investigados en la denominada 'Operación Sana'. Esta operación, desplegada en enero de 2022, ha sacado a la luz una presunta trama de prostitución de menores en distritos como Usera o Villaverde.

La juez ha decidido dar por concluida la investigación tras encontrar indicios de delitos de prostitución de persona menor de edad, abuso (ahora agresión tras la reforma) sexual a menor de 16 años y con penetración, de detención ilegal, contra la salud pública y producción de pornografía. Las autoridades iniciaron la operación a raíz de la denuncia de la Unidad de Atención a la Familia y a la Mujer (UFAM), y han estado trabajando en ella desde entonces.

Las víctimas eran menores tuteladas en centros de menores de la Comunidad de Madrid. Una de las chicas declaró que el centro no le ofreció un programa para desintoxicarse a pesar de que manifestó a los profesionales que estaba "enganchada" a la base, un derivado de la cocaína.

Entre los procesados figuran Sandy Antonio C.C, apodado 'El Chuky' y miembro de la banda de los Dominican Dont Play, quien fue detenido en 2022 por el asesinato de un joven en Usera, y Ronaldo Antonio M.C., alias 'El Kalifa', uno de los presuntos cabecillas de la trama. El pasado año, la instructora levantó la imputación al rapero Saymol Fyly, un conocido 'youtuber' detenido en el marco de la 'Operación Sana' por presuntamente captar a las menores utilizando su música. También se acordó archivar el caso respecto a 18 de los 41 investigados por considerar que no hay pruebas suficientes para seguir las actuaciones.

La trama de prostitución descubierta en enero de 2022 ha llevado a la detención de 37 personas, de las que ocho permanecen en prisión preventiva. Según la investigación policial, algunos miembros de la trama, incluyendo a bandas latinas, engancharon a las chicas al consumo de cocaína base para "venderlas a toxicómanos" en narcopisos y chabolas. Sin embargo, la juez no ha encontrado suficientes pruebas para sustentar esta acusación.

La trama ha llevado a uno de los hechos más graves de los últimos tiempos, el secuestro de una menor durante varios días en los que sus captores la drogaban y la encerraban. Se trata de un suceso que se investiga aparte por su gravedad.