Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Novillo considera inadecuado el recurso de Zona Gravemente Afectada para los municipios en momentos de crisis

Novillo considera inadecuado el recurso de Zona Gravemente Afectada para los municipios en momentos de crisis

El consejero de Medio Ambiente, Agricultura e Interior de la Comunidad de Madrid, Carlos Novillo, ha criticado el recurso estatal de Zona Gravemente Afectada por Emergencia de Protección Civil (ZBE), argumentando que no es la solución adecuada para los municipios ante una gran emergencia como la DANA que afectó a la zona sureste de la región en septiembre.

Novillo señaló que el proceso establecido por la Ley de protección civil estatal para declarar zonas gravemente afectadas es muy prolongado, como se ha observado en eventos anteriores como las DANAs de 2019 y los incendios. Según el consejero, este procedimiento no responde de manera efectiva a situaciones de emergencia, ya que las ayudas llegan después de que el daño ya se haya producido.

Novillo destacó la importancia de una respuesta rápida y eficiente en situaciones de emergencia, especialmente para los municipios más pequeños que carecen de los recursos necesarios. En ese sentido, hizo referencia al despliegue de ayuda y trabajo llevado a cabo por el Gobierno regional de la Comunidad de Madrid, a través del Plan de Inversión Regional (PIR) y la empresa pública Planifica Madrid, para hacer frente a la DANA que afectó a varios municipios del sureste de la región.

El consejero subrayó que, a medida que los fenómenos meteorológicos extremos se vuelven más frecuentes, es necesario contar con una herramienta que permita una respuesta rápida y eficaz. También mencionó la importancia de reparar la infraestructura dañada para que los municipios puedan recuperar la normalidad lo antes posible.

Por otro lado, Novillo criticó el requisito de que los municipios con más de 50.000 habitantes implementen Zonas de Bajas Emisiones (ZBE), considerándolo un error. Según el consejero, cada municipio tiene realidades diferentes y es necesario contar con una base científica para determinar si es necesario implementar una ZBE y cómo debe ser su diseño. La Comunidad de Madrid pretende proporcionar a los ayuntamientos datos sobre la calidad del aire y dotarles de herramientas para tomar decisiones informadas.

Ante la insuficiente financiación del Gobierno de España para implementar las ZBE, la Comunidad de Madrid se compromete a aportar 2,3 millones de euros a los municipios para llevar a cabo las modificaciones necesarias en los cascos urbanos.