"La Comunidad trabajará en el nuevo reglamento del taxi y del VTC para finalizarlos antes de fin de año"


El Gobierno regional de la Comunidad de Madrid está estudiando la implementación de medidas para limitar las subidas abusivas de precios en los vehículos de transporte con conductor (VTC). El objetivo es establecer regulaciones que satisfagan las necesidades de movilidad de los ciudadanos y aseguren su libertad de elección tanto en el sector del taxi como en los VTC.

La Consejería de Vivienda, Transportes e Infraestructuras encabezada por Jorge Rodrigo está trabajando en el reglamento del sector del taxi, que se espera sea aprobado definitivamente antes de que termine el año. Además, se está elaborando un borrador que sería el primer reglamento de los VTC en la región.

Una de las principales novedades que se contempla en este nuevo reglamento es reforzar la seguridad del cliente y limitar las subidas abusivas de precios. En eventos masivos como el Mad Cool, se han denunciado incrementos injustificados en los precios de los servicios de transporte colectivo por parte de las empresas de VTC.

Además, se pretende proteger al cliente con penalizaciones por cancelaciones de servicios y retrasos injustificados, y se contempla la posibilidad de prohibir la captación activa de clientes y la publicidad engañosa. El objetivo es lograr la convivencia armoniosa entre el sector del taxi y los VTC.

A principios de este año, se implementó un régimen sancionador para los operadores de VTC, con diferentes categorías de infracciones y multas que van desde los 801 hasta los 6.000 euros. Este régimen también incluye aquellos conductores que no han superado el examen necesario para ejercer su profesión.

La Comunidad de Madrid también planea aprobar el nuevo reglamento del taxi antes de que termine el año. Entre las novedades se incluye permitir a los taxistas tener libertad horaria y trabajar todos los días y horas que deseen, facilitar la contratación de conductores y aumentar el número de licencias de autotaxi por titular de tres a 50.

Además, se busca legalizar el servicio de coche compartido para que los usuarios puedan compartir los gastos de viaje y se permitirá la aplicación de descuentos en servicios previamente contratados a precio cerrado sin intervención de los Ayuntamientos.

Otras novedades en el reglamento incluyen la posibilidad de que los profesionales elijan entre comprar el vehículo o adquirirlo en régimen de renting, y la necesidad de acreditar un nivel mínimo de conocimiento del idioma, primeros auxilios y ubicación de lugares relevantes de Madrid.

A pesar de estos avances, el Gobierno regional continúa estudiando las alegaciones presentadas por el sector. Algunos aspectos polémicos incluyen la ampliación de las licencias permitidas para cada taxista, que actualmente está limitada a un máximo de cuatro.

En resumen, el Gobierno de la Comunidad de Madrid se encuentra trabajando en la regulación de los sectores del taxi y los VTC con el objetivo de garantizar la seguridad y satisfacción de los usuarios y promover la libertad de elección en el transporte. Se esperan avances significativos en la limitación de subidas de precios abusivas y la implementación de medidas para proteger a los clientes.

Tags

Categoría

Madrid