Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Banda de narcotráfico desarticulada en guardería de Fuencarral.

Banda de narcotráfico desarticulada en guardería de Fuencarral.

Un golpe contundente al tráfico de drogas se dio en Madrid, donde más de 377 kilogramos de hachís y 93 kilogramos de marihuana fueron incautados, con un valor estimado en más de tres millones de euros.

MADRID, 3 Abr.

Las autoridades policiales de la capital junto con la Guardia Civil lograron desarticular una organización delictiva compuesta por catorce individuos dedicados a la distribución y venta de sustancias estupefacientes en Madrid y Toledo, según informaron la Jefatura Superior de Policía de Madrid y la Guardia Civil.

El grupo criminal utilizaba una guardería en un lugar apartado de Madrid, en el distrito de Fuencarral - El Pardo, como centro de almacenaje de la droga para su posterior distribución y venta.

La operación se inició al final del año pasado, tras descubrirse una información relacionada con la presunta actividad de una organización dedicada al tráfico de drogas en Madrid y Toledo.

Esta red tenía su centro de operaciones en tres pisos de una finca en San Sebastián de los Reyes (Madrid), donde el líder, su segundo al mando y otra persona clave residían.

Además, el conserje del edificio colaboraba en la vigilancia de las instalaciones, controlando las cámaras de seguridad y el acceso de vehículos y personas, dificultando así la labor investigativa.

El líder de la organización utilizaba testaferros en Tres Cantos (Madrid) para blanquear el dinero obtenido ilegalmente, así como para registrar a su nombre los vehículos empleados en el transporte de la mercancía y en otros movimientos de la organización.

Adicionalmente, estas personas controlaban propiedades y suministros, usaban vehículos "lanzadera" para evitar ser detectados por las autoridades.

Gracias a la identificación de estas personas, se logró descubrir dos viviendas en Escalona (Toledo) donde se cultivaba marihuana de forma clandestina.

En una serie de registros realizados en siete domicilios vinculados a la organización a principios de marzo, se logró incautar gran cantidad de droga y desarticular la red criminal.

Entre lo confiscado se encontraban más de 377 kilogramos de hachís y 93 kilogramos de marihuana, valuados en más de tres millones de euros en el mercado negro.

Además, se encontraron cultivos de marihuana en domicilios en Toledo, donde había equipos especializados para el cultivo, armas, dinero en efectivo y vehículos de lujo empleados en actividades delictivas.

Tras estas detenciones, se reveló que el líder de la organización no tenía ingresos legales y se le acusó de blanqueo de capitales con el dinero obtenido ilícitamente.

Los catorce individuos detenidos fueron puestos a disposición judicial por delitos de pertenencia a organización criminal, tráfico de drogas y blanqueo de capitales, con la prisión preventiva para cuatro de ellos. La investigación continúa para esclarecer completamente los hechos.