La L6 de Metro experimentará cortes escalonados debido a las obras, que estarán concluidas antes de la implementación de nuevos trenes en 2026.

La L6 de Metro experimentará cortes escalonados debido a las obras, que estarán concluidas antes de la implementación de nuevos trenes en 2026.


El Metro de Madrid tiene planeado cerrar la Línea 6, que va desde las estaciones de Conde de Casal hasta Ciudad Universitaria, con el objetivo de llevar a cabo obras de mejora en la línea, según ha informado Ignacio Vázquez, consejero delegado de la compañía. Estas obras se realizarán por fases, con cortes puntuales en el servicio y se ofrecerá un servicio alternativo de autobuses gratuitos. Además, estarán condicionadas por la llegada de los nuevos trenes que se esperan para 2026.

En su intervención en la Comisión de Vivienda, Transportes e Infraestructuras de la Asamblea de Madrid, Vázquez aseguró que el cierre de la Línea 6 no se realizará de forma repentina, sino que se llevará a cabo en dos o tres fases. Este proceso estará vinculado a la llegada de los nuevos trenes que serán utilizados para modernizar la flota del metro.

La renovación de la línea implica la compra de 40 trenes monotensión de gálibo ancho y electricidad a 1.500Vcc, destinados a las líneas 6, 8 y 11 del Metro. También se adquirirán otros 40 trenes bitensión 600 Vcc-1500 Vcc de gálibo estrecho, que se destinarán a la Línea 1.

Vázquez señaló que es necesario renovar la infraestructura donde circularán los nuevos trenes para lograr una adecuada interacción rueda-carril, lo que permitirá optimizar los trabajos de mantenimiento y evitar el desgaste ondulatorio. También se llevarán a cabo acciones como el cambio de tensión de la energía de las catenarias, la eliminación de la plataforma de balasto y la mejora en las condiciones de transitabilidad y confort.

Entre las actuaciones también se incluirán medidas para reducir el ruido y las vibraciones causadas por la circulación de los trenes, así como el análisis y optimización del trazado de la línea para aumentar la velocidad de circulación. Además, se mejorarán los sistemas de drenaje y se reducirán las afectaciones al servicio.

El objetivo de estas obras es finalizarlas antes de que entren en funcionamiento los nuevos trenes. Actualmente se está estudiando la secuenciación de las fases de las obras para minimizar las molestias a los ciudadanos y coordinar la llegada del nuevo material rodante con la ejecución de una infraestructura moderna y eficiente. Durante este proceso, se ofrecerá un plan alternativo de movilidad con autobuses gratuitos para causar el menor perjuicio posible a los usuarios.

Está previsto que estas obras de mejora en la Línea 6 se prolonguen durante un año. La primera fase, que abarca el tramo entre Conde de Casal y Ciudad Universitaria, ya ha sido publicada en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM). Se contempla realizar una segunda fase entre República Argentina y Ciudad Universitaria en el futuro.

La Línea 6 del Metro de Madrid es una línea circular que conecta con todas las demás líneas del metro y los principales intercambiadores de la capital. Es una de las líneas con mayor número de viajeros de toda la red. Con la construcción de la Línea 11, que atraviesa la ciudad de suroeste a noreste, se espera reducir la cantidad de pasajeros en la Línea 6.

Además, la estación de Conde de Casal es un punto clave en los planes de la Consejería de esta Legislatura, ya que allí se construirá un intercambiador que facilitará la conexión de diferentes medios de transporte. Esta zona de los distritos de Retiro y Pacífico ya está siendo afectada por obras en la red de transporte, ya que actualmente la Línea 1 también se encuentra cerrada en esa área.

Tags

Categoría

Madrid