Radar de tramo de Sinesio Delgado comienza a emitir multas tras periodo de advertencia

Radar de tramo de Sinesio Delgado comienza a emitir multas tras periodo de advertencia

El Ayuntamiento de Madrid ha anunciado que el radar de tramo de la calle Sinesio Delgado comenzará a multar a partir de este lunes, luego de un período de aviso de cuatro meses. Esta medida se enmarca dentro de la implementación de los radares de tramo multipunto, los cuales cuentan con seis dispositivos de detección.

El objetivo de estos radares es reducir la velocidad en el tramo controlado, con el fin de disminuir la cantidad de accidentes y garantizar la seguridad de los ciudadanos. Esta medida surge como resultado de la demanda de los vecinos, la cual fue presentada a la Junta del Distrito de Moncloa-Aravaca.

Los cuatro meses de período de aviso han permitido una adaptación progresiva por parte de los usuarios de esta vía al sistema de control de velocidad, y han fomentado una mayor conciencia en cuanto a la seguridad vial en la zona.

Desde el 15 de septiembre, los titulares de vehículos que excedieron la velocidad máxima permitida fueron informados mediante una carta de la infracción cometida, aunque sin la obligación de pagar multa alguna. Desde entonces, el número de infracciones se ha reducido en un 66,7%. En septiembre, se registraron en promedio 843 infracciones diarias, mientras que en diciembre esta cifra se redujo a 281.

Este radar de tramo en Sinesio Delgado es el tercero de su tipo en la ciudad. Los otros dos están ubicados en la A-5 -con una longitud de 1.735 metros en ambos sentidos- y en la avenida de Córdoba -exclusivamente en sentido de salida, con 1.026 metros-. El de Sinesio Delgado se convierte en el más largo de Madrid y el único que cuenta con controles de velocidad intermedios para captar los vehículos que ingresan por las vías de acceso. La velocidad máxima permitida en este tramo será de 50 kilómetros por hora.

En dirección a Ciudad Universitaria, el radar abarca un total de 1.783 metros. La cámara de inicio se encuentra a pocos metros de la glorieta Piedrafita de Cebrero, cerca de la zona deportiva de Ganapanes. El final del tramo está ubicado antes de la intersección con la avenida de Miraflores. El punto de control intermedio se encuentra en la intersección con la calle Valdeverdeja.

En dirección a Castellana, el inicio del radar de tramo, que tiene una longitud de 1.800 metros, se encuentra poco después de la intersección de Sinesio Delgado con la avenida de Miraflores, mientras que el final se sitúa antes de llegar a la glorieta de Piedrafita de Cebrero. El punto de control intermedio se ha instalado en la intersección de Sinesio Delgado con la calle Doroteo Benache.

Según la Ley de Seguridad Vial, las infracciones por exceder los límites de velocidad pueden ser catalogadas como graves o muy graves, y conllevan multas que van desde los 100 hasta los 600 euros, así como la pérdida de puntos en el carné de conducir. La instalación y puesta en funcionamiento de los seis radares de tramo en Sinesio Delgado ha implicado un costo de 95.000 euros, de los cuales 80.000 han sido financiados por la Unión Europea a través de los fondos Next Generation EU.

Tags

Categoría

Madrid