Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Nace la Comisión Sociosanitaria para optimizar cuidados residenciales

Nace la Comisión Sociosanitaria para optimizar cuidados residenciales

En la capital de España, Madrid, la nueva Comisión de Coordinación Sociosanitaria de la Comunidad Autónoma comienza su labor este lunes con el propósito de mejorar la atención en los centros residenciales.

Esta Comisión fue aprobada el pasado mes de febrero con el objetivo de implementar medidas en toda la región para mejorar la atención y garantizar una asistencia uniforme en todas las residencias de personas mayores y con discapacidad, ya sean públicas, concertadas o privadas.

La reunión técnica de constitución de este órgano, presidida por las consejeras de Sanidad, Fátima Matute, y de Familia, Juventud y Asuntos Sociales, Ana Dávila, tiene como fin potenciar actividades y cuidados para mejorar la prevención y atención a la población mayor y dependiente.

Este órgano, que no generará costes adicionales para la Comunidad, reforzará el modelo de las Unidades de Atención a Residencias (UAR) implementado desde la pandemia del Covid-19, para brindar asistencia sanitaria sin la necesidad de convertirse en un centro médico.

El trabajo de las 23 UAR del Servicio Madrileño de Salud (Sermas), que atienden a 535 centros públicos, concertados, de gestión indirecta y privados, será evaluado y difundido por esta Comisión, distribuida en función de las siete áreas territoriales en las que se divide la Atención Primaria en la región.

En el año 2023, las UAR realizaron 218.000 consultas a pacientes institucionalizados, 8.737 visitas a centros, administraron 57.497 vacunas principalmente contra la gripe y el Covid-19, y llevaron a cabo 340 actividades de salud y comunales, como talleres para ejercitar la memoria y actividad física.

Estas unidades cuentan con un total de 139 profesionales, incluyendo médicos de familia, enfermeros, farmacéuticos, técnicos en cuidados auxiliares y auxiliares administrativos, que trabajan en colaboración con el personal de las residencias y los equipos de salud.

El trabajo clínico asistencial de estas unidades implica valoraciones integrales de pacientes crónicos complejos, seguimiento de procesos infecciosos, planes de cuidado de enfermería y conciliación del tratamiento farmacológico para mejorar la efectividad y seguridad de los tratamientos.

Además, se realizan intervenciones de prevención y promoción de la salud, se impartan cursos de formación para profesionales de centros sociosanitarios y se realizan investigaciones con universidades locales.

En las residencias públicas y concertadas de la Comunidad de Madrid trabajan cerca de 150 médicos y 630 enfermeras, con cada usuario asignado a un médico de cabecera de su centro de salud de referencia.

Los grupos de trabajo de la Comisión llevarán a cabo acciones para establecer planes de intervención adaptados a cada persona, agilizando procesos asistenciales con la ayuda del nuevo Portal Sociosanitario y la Historia Social Única del Gobierno regional.

Esta plataforma digital reunirá información social y sanitaria de los madrileños para ofrecer una atención más personalizada, incluyendo diagnósticos, planes de intervención individualizados y seguimiento del ciudadano.