Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Más Madrid insiste en la demolición del Scalextric en Puente de Vallecas, acuerdo unánime en Cibeles

Más Madrid insiste en la demolición del Scalextric en Puente de Vallecas, acuerdo unánime en Cibeles

El grupo político Más Madrid presentará una propuesta en el Pleno de Puente de Vallecas para solicitar la demolición del Scalextric, una decisión que fue acordada por unanimidad en el Ayuntamiento de Cibeles en marzo de hace dos años y posteriormente ratificada en los plenos de Puente y Retiro.

La propuesta de Más Madrid busca garantizar el cumplimiento de los acuerdos plenarios para la eliminación del puente elevado que conecta ambos distritos, en colaboración con las asociaciones y la comunidad afectada.

El 31 de marzo de 2021, todos los grupos políticos respaldaron la propuesta de Más Madrid, en consenso con el Partido Popular, para firmar "la acta de defunción" del Scalextric de Vallecas. La demolición se pospuso hasta 2023, con la nueva corporación resultante de las elecciones. En ese momento, se iniciaría el trabajo de estudio y los trámites preliminares. La demolición del puente ya había sido proyectada por el equipo del alcalde Alberto Ruiz-Gallardón.

El Scalextric sobre la avenida de la Albufera en Vallecas se abrió al tráfico en 1976, siete años después de que se inaugurara el de la calle Joaquín Costa, que fue demolido debido a fallos estructurales.

La demolición del Scalextric supondría intervenir en una superficie de más de 130.000 metros cuadrados para "resolver un problema histórico relacionado con el desequilibrio y la protección medioambiental", según argumenta Más Madrid, que hizo de la demolición del puente una de sus principales promesas durante la campaña electoral.

Rita Maestre, candidata de Más Madrid y actual líder de la oposición, aseguró que su primera acción como alcaldesa sería iniciar la demolición del Scalextric.

Esta promesa se hizo después de que en noviembre de 2022 la delegada de Obras y Equipamientos, Paloma García Romero, enfriara las expectativas de desmantelamiento del puente. García Romero argumentaba que no se ganaría espacio para los ciudadanos y que el desembolso de casi 100 millones de euros con dinero público sería significativo. Además, señalaba que las obras paralizarían el Metro y la M-30, y que los automóviles ocuparían todo el espacio público.

Desde el área dirigida por Borja Carabante se informó que el anteproyecto redactado para la eliminación del Scalextric de Vallecas no cumplía con las expectativas de tráfico, movilidad y descongestión, ni liberaba espacio público.

La delegada García Romero insistió en que el compromiso de demolición se mantendría solo si se lograba ganar espacio público con la medida, ya que consideraba que el desembolso económico sin un resultado positivo no sería justificado.