Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Funcionario de la Comunidad de Madrid afirma que el acceso a la vivienda no se ve obstaculizado por el "capital despiadado"

Funcionario de la Comunidad de Madrid afirma que el acceso a la vivienda no se ve obstaculizado por el

El viceconsejero de Vivienda, Transportes e Infraestructuras de la Comunidad de Madrid, José María García, ha señalado que las dificultades de acceso a la vivienda y los mercados en tensión no son culpa de "almas despiadadas en forma de capital". En su opinión, el problema radica en la falta de condiciones de seguridad y facilidad para la producción y transformación del suelo en viviendas de manera sostenible, ágil y con cargas administrativas mínimas.

García ha expresado estas afirmaciones durante la presentación de Residencial Solano en Valdemoro (Madrid), el primer proyecto de viviendas 'build to rent' en España, que combina un alto confort interior con un consumo de energía muy bajo.

Ante los representantes de las empresas propietarias y gestoras de los pisos, Vivia Homes, la promotora Aedas Homes y el Grupo Lobe, responsable del proyecto, el viceconsejero ha destacado que el sector inmobiliario crea valor, riqueza y bienestar a través de la construcción de hogares.

Además, ha elogiado la alianza entre estas compañías, que ha permitido la construcción de un complejo de viviendas de alta calidad arquitectónica con una baja demanda de energía, lo que se traduce en facturas eléctricas reducidas para los inquilinos. Según García, esto significa que tendrán una renta disponible para vivir mejor, lo que a su vez se convierte en consumo y generación de actividad empresarial, que es lo que crea empleo.

El viceconsejero ha destacado la importancia de la profesionalización del sector del alquiler en España, pero ha afirmado que esto solo es posible si se crean las condiciones necesarias. Ha advertido que sin seguridad jurídica, no hay mercados sanos ni oferta suficiente de alquiler, lo que lleva a un aumento de los precios.

Finalmente, García ha mencionado el Plan Vive de la Comunidad de Madrid, un proyecto de colaboración público-privada en el que la Administración autonómica proporciona suelo a los operadores, que son los encargados de invertir en la construcción y gestión de los edificios. Este plan ofrece alquileres un 30% o 40% más bajos que el mercado. García ha destacado que el capital privado ha invertido los 800 millones de euros necesarios para construir estas viviendas, y la Comunidad de Madrid ha hecho posible el uso de terrenos que no cumplían su función original para crear soluciones habitacionales, generando empleo y riqueza.

En resumen, García ha enfatizado que la Administración pública debe intervenir en el mercado de manera positiva, generando seguridad jurídica, proyectos de colaboración público-privada y entornos fiscales favorables para permitir la rentabilidad de los proyectos y el retorno en términos de impuestos y cotizaciones sociales.