• martes 06 de diciembre del 2022
728 x 90

El juez interroga a la extrabajadora de UGT investigada por el supuesto desvío de 2 millones de las cuentas

img

MADRID, 19 Jul.

La extrabajadora de UGT Madrid investigada por el supuesto desvío de 2 millones de euros de las cuentas del sindicato se ha acogido a su derecho a no declarar frente a la jueza que instruye la situacion, exactamente la misma se ha negado su marido, han informado fuentes jurídicas.

La instrucción está en sus comienzos y una parte de una demanda interpuesta por la Fiscalía de Madrid por delitos continuados de estafa y falsedad en archivo mercantil.

La jueza tenía sosprechado tomar declaración esta mañana a Maika T. L. y a su marido, pero sendos investigados se han negado a contar su versión de los hechos de los que se les acusa.

La demanda del fiscal acusa a esta exempleada de UGT, hija de una miembro del congreso de los diputados regional del PSOE, y a otras 4 personas extrañas al sindicato por presuntamente desviar por lo menos 2 millones de euros de las cuentas del sindicato.

El caso lo destapó UGT y supuso la dimisión el pasado 21 de diciembre del exsecretario general de UGT Madrid Luis Miguel López Reillo una vez que el Comité detectara que el sindicato se encontraba tolerando inconvenientes de liquidez de forma inexplicable. Tras ello, se puso en marcha una auditoria interna.

UGT aportó la semana anterior un informe en el que pide investigar otros 657 talones cobrados por el supuesto entramado, talones que se habrían detectado en la auditoría interna que suponen subir la estafa a unos 4 millones de euros, conforme han detallado fuentes jurídicas.

Entre los investigados figura Maika T. L., hija de la miembro del congreso de los diputados regional del PSOE Carmen López. El sindicato tiene documentados cuando menos el desvío de un millón y medio de euros en las cuentas de los investigados, entre aquéllos que figura el marido de la extrabajadora y tres amigas.

Entre la batería de diligencias pedidas, UGT asimismo demanda a la jueza que investigue si hay mucho más implicados en el entramado del propio sindicato.

Según la Fiscalía, la exempleada procedía en los talones a eliminar "con una goma que borra tinta", el nombre del beneficiario escogido de manera aleatoria y lo reemplazaba por el de distintas personas de su núcleo familiar (marido) y de tres amigas que actuaban en connivencia con ella.

La pasada semana, entre las investigadas habría manifestado que se favoreció de viajes suntuosos con su familia a Tanzania, Maldivas, Laponia o Dubái, entre otros muchos, y talones de 43.000 a manos de Maika L. por la amistad que les une desde la niñez.

Según su versión, ignoraba que los suntuosos viajes a los que le invitaba su amiga y los talones que le daba para asistirla por "la mala racha" que atravesaba era irregular. Por ello, ha señalado que si era un dinero ilegal lo entregaría al juzgado.

La demanda se interpuso en el contexto de las diligencias abiertas por la Fiscalía de Madrid para investigar la demanda presentada por nuestro UGT y por Luis Miguel López Reillo, que dimitió tras denunciar esta situación en el sindicato madrileño.

Tras la dimisión de Reillo, se puso en marcha una gestora encabezada por Rafael Espartero, vicesecretario general de organización confederal y policía municipal de Madrid.

Fue exactamente la gestora del sindicato la que puso a cargo de la Fiscalía de Madrid la documentación facilitada en su demanda por el exlíder del sindicato. A principios de enero, la Fiscalía acordó la apertura de unas diligencias de investigación. UGT Madrid repite su seguridad en la Justicia tras la demanda de Fiscalía.

Más información

El juez interroga a la extrabajadora de UGT investigada por el supuesto desvío de 2 millones de las cuentas

Noticias de hoy más vistas