• miércoles 8 de febrero del 2023
728 x 90

Almeida charlará "con quien lleve a cabo falta" para Presupuestos y ve "el peor ámbito" una prórroga: "Me niego a rendirme"

img

"Podrán achacarme que no los he aprobado, pero jamás que no lo he luchado y he hecho lo indecible para aprobarlos", afirma el alcalde

MADRID, 28 Sep.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha asegurado este miércoles que "charlará con quien haya que charlar" para sacar adelante los Presupuestos locales para 2023 y que sería "el peor ámbito" tener que prorrogar los presentes frente a una inflación de sobra del diez% y familias que "no tienen la posibilidad de llegar a final de mes".

"Me niego a rendirme. Los madrileños no meritan un alcalde que se rinda. No se lo meritan. Podrán achacarme que no los he aprobado, pero jamás que no lo he luchado y he hecho lo indecible para aprobarlos", ha publicado el regidor a los medios tras la distribución de los galardones municipales por el Día Mundial del Turismo.

Este mismo martes en el Pleno del Ayuntamiento el representante de Vox, Javier Ortega Smith, dibujaba una línea roja para sentarse a negociar las cuentas del próximo año: Suspende las limitaciones a los automóviles con etiqueta A y los industriales hasta el momento en que los tribunales no resuelvan los elementos por ellos interpuestos.

Almeida ha afeado tanto a Vox como a la izquierda imponer condiciones para negociar y de forma directa negar su acompañamiento sin comprender siquiera el contenido de los Presupuestos o las Ordenanzas Fiscales --rebajas de impuestos-- que ofrece el Gobierno local. Las Cuentas de 2021 salieron adelante con el 'sí' de Vox, al paso que las del año pasado contaron con el respaldo del Grupo Mixto.

PIDE "REFLEXIÓN" A LOS GRUPOS POLÍTICOS
COS

El alcalde ha pedido una "reflexión" por la parte de la oposición y que se pongan en el sitio de los madrileños que hacen en frente de las subidas de los costos. Entiende que el rechazo de adelante de primeras sería "bien difícil de argumentar" a los ciudadanos, a quienes no desea trasmitir que los políticos son "inútiles" siquiera de sentarse a negociar.

"Si tras meditar en todos ellos tienen la capacidad de rechazarlos sin siquiera conocerlos, me semeja difícil que los madrileños lo logren comprender y admitir. ¿Piensan que los madrileños comprenden la política del 'no es no' sin más ni más?", ha cuestionado el primer edil.

Por su parte, aseguró que van a hacer "todos y cada uno de los sacrificios" a fin de que los Presupuestos salgan adelante y se ha negado a publicar un mensaje de "derrotismo" en la dificultosa situación de hoy derivada de la invasión de Ucrania y donde aún colean los efectos del Covid-19.

"Voy a continuar hasta el desenlace. Voy a intentar sentarme a negociar. Voy a intentar acordar pues los madrileños lo precisan" ha proseguido el alcalde, quien comprende que la prórroga de los presentes no sería "una derrota política" para el presente Gobierno, sino más bien un "fracaso para la localidad".

Sobre esta prórroga ha asegurado que, si bien sí podrían gobernar, no es "lo destacado", que elige unas Cuentas pactadas y negociados donde "las dos partes deberán ceder".

Augura que de no poder sacar adelante unos nuevos Presupuestos y las Ordenanzas Fiscales, "se impedirían incentivos, inversiones esenciales y que las urgencias tengan los más destacados medios". "Solicito generosidad, vamos a poner esos capitales encima de la mesa. Vamos a charlar sobre", ha concluido.

Fuentes municipales han explicado a Europa Press que la suspensión de la ejecución de la Ordenanza de Movilidad Sostenible, las limitaciones para automóviles sin etiqueta y también industriales y las multas por ingreso indebido requeridas por Vox para negociar serían "imposibles judicialmente".

Han insistido en que está en vigor y es de "obligado cumplimiento" y que dejar estas medidas sin efectos podrían ir contra el "principio de no regresividad" de la Ley de Cambio Climático nacional, que además de esto incluye la obligatoriedad de las ubicaciones de bajas emisiones en ciudades con mucho más de 50.000 pobladores.

A su vez, apuntaron a que España está inmersa en un trámite sancionador en el Tribunal de Justicia de la Unión Europea por incumplir desde el año 2010 hasta 2017 por el límite de dióxido de nitrógeno predeterminado.

Asimismo, han recalcado que en el momento en que llegaron al Gobierno se aprobó una moratoria de multas de Madrid Central en busca de una manera de "prosperar el sistema" y que se anuló por la Justicia. Por último han subrayado que "un convenio político para unos Presupuestos no puede anular un convenio normativo y anular una ordenanza".

Este mismo miércoles en exactamente el mismo acto que el alcalde la representante de Hacienda de Vox en el Ayuntamiento de Madrid, Arantxa Cabello, ha matizado que su conjunto sí se abre a negociar el presupuesto de 2023 con el Gobierno municipal poniendo encima de la mesa una moratoria, que no derogación, de la Ordenanza.

"Nos encontramos preocupados por el hecho de que pienso que ellos lo han comprendido mal", ha respondido Cabello, quien ha negado que sus demandas no sean legales basándose "en las situaciones que van a venir de ahora en adelante con la crisis energética".

"Si bien estemos en oposición a la ordenanza, debemos meditar si se puede utilizar o no. Ahora mismo si uno desea obtener un vehículo eléctrico tarda mucho más de un año, el Ayuntamiento deberá tomar medidas, no puedes cerrar Madrid a automóviles en el momento en que los ciudadanos no posee poder de compra ni aptitud técnica por el hecho de que vas a un concesionario y no te lo venden por el hecho de que no hay", indicó.

Más información

Almeida charlará "con quien lleve a cabo falta" para Presupuestos y ve "el peor ámbito" una prórroga: "Me niego a rendirme"