Crónica Madrid.

Crónica Madrid.

Absuelven a agentes por legítima defensa en caso de joven abatido en Vallecas

Absuelven a agentes por legítima defensa en caso de joven abatido en Vallecas

En una noticia que ha causado controversia, un jurado popular de la Audiencia Provincial de Madrid ha decidido absolver a tres agentes de la Policía Nacional que fueron juzgados por disparar y matar a un joven de 21 años en el rellano de su casa en Vallecas en noviembre de 2021. Según fuentes jurídicas, el jurado consideró que los agentes actuaron en legítima defensa, lo que los exime de responsabilidad penal.

En la vista pública, la portavoz del tribunal de jurado leyó el veredicto, que se emitió después de una semana de juicio. La fiscal cambió su acusación y pidió la absolución por legítima defensa en sus argumentos finales.

Los hechos ocurrieron en cuestión de segundos cuando los agentes entraron en el edificio y fueron atacados por la víctima con un cuchillo. Los policías dispararon alrededor de 19 veces en respuesta y el joven murió por los impactos recibidos en el abdomen.

Uno de los agentes defendió su actuación ante el tribunal, argumentando que no tuvieron otra opción y que actuaron para protegerse a sí mismos y a sus compañeros. Explicó que el joven los atacó sin mediar palabra.

La legítima defensa es una eximente legal que permite a una persona cometer un acto punible en defensa propia o de terceros. En este caso, la absolución de los agentes se basó en esta eximente.

La familia de la víctima pedía una condena de cinco años de prisión argumentando que los agentes debían ser responsables de alguna manera por lo ocurrido. Sin embargo, los procesados mantuvieron que actuaron en legítima defensa ante una situación de peligro inminente.

A pesar de los disparos, los agentes tuvieron que esposar al joven en el suelo mientras recibía atención médica. Según los forenses, el consumo de drogas, incluido éxtasis, pudo influir en su comportamiento agresivo y en su falta de conciencia de los impactos recibidos.

En el juicio, se mostró una recreación visual de los hechos donde se veía cómo los agentes se vieron obligados a usar sus armas después de que la víctima los atacara con un cuchillo. Expertos forenses confirmaron que el joven había consumido drogas antes de su muerte.